Grecia. Crisis financieras. Deudas grandes. Protestas por fuerte plan de ajuste

Grecia: aprueban el plan de ajuste del gobierno en medio de violentas protestas

El Parlamento griego aprobó hoy un severo plan de ajuste para afrontar la crisis del país y el riesgo de default, mientras que manifestantes contarios a la medida se enfrentaron con la policía en Atenas y el primer ministro inició una gira para recabar apoyo europeo a su política económica.


Los choques en la Capital, con corridas, piedrazos y gases lacrimógenos, fueron los más violentos desde el agravamiento de la crisis financiera de Grecia, el año pasado, y durante los disturbios activistas de extrema izquierda propinaron una golpiza a uno de los dirigentes sindicales más importantes del país.

Los enfrentamientos tuvieron lugar frente al Parlamento, donde jóvenes encapuchados cargaron primero contra la guardia ceremonial que protege el monumento de la Tumba del Soldado Desconocido y luego empezaron a tirar piedras a la policía, que respondió con gases y bastonazos.

Al menos 5 personas fueron detenidas y 7 policías sufrieron heridas, informaron fuentes policiales citadas por la agencia de noticias DPA.

Más de 10.000 personas se congregaron para protestar contra el paquete de medidas de recorte del gasto público en 4.800 millones de euros, que incluye un aumento general de impuestos y una reducción de un 8% del sueldo de los empleados estatales.

Dentro del Parlamento, cuando los ánimos afuera ya se habían calmado y los manifestantes habían sido dispersados, los legisladores aprobaron el plan de ajuste por mayoría simple, es decir exclusivamente con los votos del partido socialista Pasok del premier Giorgos Papandreu.

La votación se produjo en ausencia de los diputados comunistas, que habían abandonado la sala en señal de protesta.

En tanto, en Luxemburgo, Papanderu se reunió con su par Jean-Claude Juncker, quien preside las reuniones del grupo de ministros de Finanzas de la eurozona.

Papandréu tenía previsto también un encuentro con la jefa de gobierno alemana, la canciller Angela Merkel, mientars que el domingo se reunirá en París con el presidente Nicolas sarkozy y el 9 de marzo se verá con el presidente Barack Obama en Washington.

Grecia tiene una deuda unos 300.000 millones de euros. La crisis de la deuda amenaza la estabilidad de toda la zona euro, integrada por 16 naciones.

Luego de su reunión con el premier griego, Juncker dijo que Grecia no quiere la ayuda financiera directa de la UE y que el gobierno de Papandreu está convencido de que el plan de ajuste aprobado hoy será suficiente para alcanzar sus metas de reducción del déficit este año.

En una entrevista publicada hoy por el diario alemán Frankfurter Allgemeine Zeitung, el premier griego insistió en que su país no necesita dinero de la UE sino un compromiso público de un plan de salvataje que dé seguridad a los mercados financieros.

Grecia necesita “apoyo europeo para que podamos pedir plata prestada bajo condiciones razonables”, dijo Papandréu al diario.

En Atenas, los protagonistas de los disturbios vandalizaron varios comercios cercanos al Parlamento y atacaron al secretario general de la mayor central obrera de los trabajadores privados de Grecia cuando hablaba entre la multitud de manifestantes.

El jefe sindical, Yiannis Panagopoulos, cercano al gobierno socialista, intercambió golpes con sus agresores antes de ser rescatado y alejado del lugar ensangrentado y con sus ropas desgarradas, informó la central obrera GSEE.

Los manifestantes que lo atacaron le reprochaban haber traicionado a “la causa del movimiento de trabajadores”, informó DPA.

La GSEE y la central obrera de los emplaados estatales, ADEDY, realizaron hoy retenciones de tareas contra el ajuste que paralizaron los hospitales, los colegios y el transporte público.

Horas después de los choques frente al Parlamento, encapuchados atacaron a policías dentro del Consejo de Estado, la más alta corte administrativa de Grecia, mientras que otros trataron de irrumpir en el Ministerio de Trabajo.

También se informó de enfrentamientos, aunque mucho menos graves, en otra protesta en la ciudad de Tesalónica, la segunda entre las más grandes del país.

El gobierno prometió ahorrar este año cerca de 16.000 millones de euros para reducir su déficit de 30.000 millones, 4 veces mayor a lo permitido por la Unión Europea (UE) para sus países miembros.

http://www.telam.com.ar/vernota.php?tipo=N&idPub=179804&id=343868&dis=1&sec=1

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: